Samuel Eto’o condenado por evasión fiscal pero…

Samuel Eto’o volvió a Barcelona y admitió su delito de evasión fiscal por lo que deberá enfrentar una condena.

El exdelantero del Barça ha puesto fin a su pleito con Hacienda al admitir un fraude fiscal de 3,8 millones de euros en la tributación de sus derechos de imagen.

El exfutbolista ha sido condenado a 22 meses de cárcel, pero no pisará la prisión.

La Fiscalía pedía penas de hasta 10 años y medio de cárcel para Eto’o y su representante, José María Mesalles, por cuatro delitos contra la Hacienda Pública en los ejercicios de 2006 a 2009, así como el pago de indemnizaciones y multas que superan los 14 millones.

Los escritos de acusación se formularon en 2016 y el juicio no se ha celebrado hasta seis años después tras un acuerdo entre acusaciones y defensas.

El pacto implica la suspensión del ingreso en prisión de Eto’o y Mesalles (condenado a un año de cárcel). Ambos se han comprometido a devolver la cantidad defraudada.

El fraude fiscal consistió en que Eto’o tributó indebidamente los ingresos derivados de la cesión de sus derechos de imagen a la marca deportiva Puma y al F.C. Barcelona. 

En concreto, las cuotas defraudadas entre 2006 y 2009 fueron 504.003, 1.283.653, 1.138.000 y 946.965 euros.

Deja un comentario