Capturado alias Otoniel el jefe del «Clan del Golfo»

Las autoridades confirmaron la captura de alias Otoniel, el hombre considerado el jefe máximo de la organización criminal ‘Clan del Golfo’, dedicada al tráfico de cocaína.

Confirmado por las autoridades, Otoniel fue capturado en Necoclí, donde lo hallaron tras una operación conjunta de la Policía y el Ejército. A esta hora es trasladado a Medellín.

La operación contra Otoniel se da luego de un consejo de seguridad que presidió este viernes Diego Molano, ministro de Defensa, quien viajó a la zona para finiquitar los detalles del trabajo conjunto que, finalmente, se desarrolló en la mañana de este sábado.

Dairo Antonio Úsuga, alias Otoniel, fue capturado después de una persecución de más de una década, era el último gran heredero de los viejos grupos ‘paras’ desmovilizados durante el gobierno de Álvaro Uribe.

La captura de Dairo Antonio Úsuga David, alias «Otoniel», el narcotraficante más buscado de Colombia, es el golpe más grande al narcotráfico desde la caída de Pablo Escobar en 1993, aseguró este sábado el presidente Iván Duque.

«Este es el golpe más duro que se le ha propinado al narcotráfico en este siglo en nuestro país y es solamente comparable con la caída de Pablo Escobar«, aseguró Duque en una declaración que dio en la base militar de Tolemaida, en el centro del país, para confirmar la detención del líder del Clan del Golfo.

El Clan del Golfo, también conocido como Clan ÚsugaLos UrabeñosBloque Héroes de Castaño y Autodefensas Gaitanistas de Colombia (AGC), es un grupo armado organizado que forma parte del conflicto armado interno en Colombia.

El Clan del Golfo se le considera la agrupación más grande, peligrosa y mejor estructurada del país, al poseer un número considerable de combatientes, con presencia en 211 municipios del país y el gran número de cargamentos de droga que trafica a nivel nacional e internacional.

​Por otra parte, la Comisión Nacional de Reparación y Reconciliación (CNRR) asegura que el Clan del Golfo cuenta con 560 redes criminales.

Deja un comentario