Incineración de un estabilizador eléctrico en Burro Negro deja sin agua a municipios de la COL

Como consecuencias de las fluctuaciones registradas el pasado martes 29 de junio  se produjo la incineración de un estabilizador eléctrico, lo que ocasionó que se paralizara el bombeo hacía el municipio Lagunillas, según lo informado por el intendente de esta jurisdicción José Rondón.

José Rondón  informó sobre lo sucedido este jueves 1 de julio en su programa de radio «Entre dos» que conduce junto a Maribel Delfín, manifestó  que realizó un contacto telefónico  con el presidente de Hidrolago, Jorge Silva, quien le informó que ya se ubicó el nuevo estabilizador  y se tiene programado su cambio para el este viernes 2 de julio, lo que permitiría reanudar el bombeo hacia Copaiba y por ende hacia el municipio.

Igualmente se pudo conocer que gracias a la articulación del Estado Mayor de los Servicios Públicos y la Comisión de Agua de Cabimas,  el alcalde Pedro Duarte envía un camión con brazo articulado a Burro Negro para la instalación del estabilizador en Pueblo Viejo para así restablecer el servicio de agua potable a los municipios de la COL.

Por su parte, las  comunidades de los municipios afectados como Cabimas, Simón Bolívar y Lagunillas reclaman la presencia del bombeo de 96 horas correspondiente para esta semana, por lo cual esperan que en el menor tiempo posible Hidrolago y las alianzas municipales resuelvan la situación y que para este fin de semana se restablezca sin contratiempo el servicio.

Deja un comentario