Los feminicidios a la orden del día: De varias puñaladas mató a la madre de su menor hija

Las amenazas con acabar con su vida se hicieron realidad, la madrugada de este jueves 27 de junio, cuando  César Enrique Chourio Chávez, alias ‘El Gringo’, cumplió lo que tantas veces había dicho: le quitó la vida a Lorena Rivas , a la madre de su hija de dos años.

El  barrio Las Marías, al oeste de Maracaibo,  se vistió de luto, luego que como un vil delincuente,  Chourio ingresara  a la casa donde descansaba Lorena, para ello aprovechó un hecho en el techo de zinc del inmueble,   ubicado en la avenida 64 C  de la citada barriada de la parroquia Francisco Eugenio Bustamante de la capital zuliana.

Una vez dentro de la residencia de quien había sido su mujer, las intenciones del enloquecido hombre se llevaron a cabo, las discusiones entre ambos se iniciaron y se elevaron de tono delante de la presencia de los otros dos hijos de la infortunada mujer, uno de 10 y el otro de 12 años, quienes presenciaron la forma como César Enrique la atacaba a puñaladas. Tres precisamente, una en su ojo derecho, otra en la boca y la estocada final  en la espalda  hasta matarla.

Según familiares de la occisa, la mujer estaba cansada de los maltratos de su marido, un celoso en potencia, que cada vez que se emborrachaba llegaba a su residencia agredir verbal, psicológicamente y físicamente. Chourio, de 49 años, no aceptaba la decisión y se obsesionó de tal forma, hasta que logró el objetivo de sus amenazas; matarla.

El asesino  después de cometer el crimen, se produjo varias heridas y está recluido en el Hospital Universitario de Maracaibo.

Los hijos  Lorena Rivas Pitre avisaron a sus familiares, quienes impactados con la escena, trasladaron de inmediato a Lorena a  la clínica La Sagrada Familia, donde falleció a los pocos minutos de haber ingresado.

Deja un comentario