Águilas ganó a los Tiburones y se integran Inciarte, Basabe y Yajure

Águilas del Zulia se apoyó en una hermética labor de sus lanzadores para blanquear el martes 2-0 a Tiburones de La Guaira.

El equipo rapaz utilizó a seis pitchers para propinar la lechada en el Estadio Luis Aparicio “El Grande” de Maracaibo, donde extendió el mal momento de La Guaira que después de ganar siete duelos seguidos, sufrió su cuarta derrota consecutiva.

El abridor José Flores cumplió una buena actuación en un careo en el que se marchó sin decisión tras no aceptar carreras limpias en 4.1 innings. Durante esa labor esa labor recibió cinco hits, regaló una base por bolas y propinó un ponche.

Aunque constantemente tuvo corredores en circulación, Flores se benefició de tres dobleplays de Zulia, fabricados en los actos uno, dos y cuatro, para conjurar el peligro y silenciar el ataque salado.

Flores les cedió el protagonismo a los relevistas Ismael Guillón (1.0 entrada), Francisco Carrillo (0.2), Nomar Rojas (1.1), Elvis Araujo (0.1) y Silvino Bracho (1.1) para que completaran la blanqueada en un nido en el que el bigleaguer Ender Inciarte (jardinero central) debutó con los emplumados. Disputó su primer choque desde la justa 2014-2015. Terminó de 1-0 con un boleto negociado y una base robada. Fue golpeado una vez.

En una noche en la que se celebraba el Día del Gaitero, y también se estrenó el campocorto alado Osleivis Basabe, la novena anfitriona les sacó rédito a sus chances.

Inauguró la pizarra en el quinto capítulo, gracias a un par de extrabases oportunos. Después de que el receptor José Herrera falló con un manso rodado. Tanto el inicialista José Briceño como el guardabosques Jackson Chourio dispararon dobles sucesivos para romper el celofán (1-0).

Ambos sacudieron sus dobletes contra el abridor Manuel Olivares, perdedor del careo, quien había hechizado a la ofensiva de las aves de rapiña en los primeros dos Innings que retiró por la vía rápida, pero fue emboscado en ese tramo.

La otra anotación de Águilas se produjo en el séptimo tramo al aplicar la llamada “pelota pequeña”, la que caracteriza a su mánager Marco Davalillo.

Briceño recibió un bolazo del serpentinero Arnaldo Hernández y avanzó al segundo cojín con un sencillo de Chourio. Luego el camarero Bryant Flete ejecutó un toque de sacrificio para avanzar a los corredores a posiciones anotadoras. Un infield hit del antesalista Alí Castillo le permitió a Briceño tocar el plato por segunda vez en el desafío.

Esta acción ameritó una revisión de los umpires, porque inicialmente se había decretado out por la vía 43, pero con la repetición de la TV se apreció que Castillo llegó a la inicial antes de que Wilson García levantara un piconazo, tras un tiro a mano limpia del intermedista Carlos Sánchez.

Esas dos rayitas fueron las únicas que necesitó el staff monticular de Águilas para salir airoso y ampliar a 21.1 entradas sin tolerar anotaciones merecidas. Los brazos emplumados admitieron apenas tres carreras pulcras en los últimos 36.0 actos para registrar una extraordinaria efectividad de 0.75 en ese lapso.

Fue una debacle doblemente dolorosa para La Guaira, porque su segunda base titular Brayan Rocchio tuvo que abandonar el tope en el tercer tramo por lesión. Se alistaba para tomar un rodado manso de Flete y la esférica picó de manera extraña en la tierra y lo impactó en el rostro. El segunda base no ocultó su dolor y tuvo que abandonar el diamante para ser evaluado por el cuerpo médico.

Esa fue una de las acciones que marcó una confrontación en la que La Guaira sufrió las expulsiones de su timonel Henry Blanco y del torpedero Maikel García por reclamar conteos de bolas y strikes al árbitro principal Jhonatan Biarreta en el noveno episodio.

Inciarte de regreso

Ender Iniciarte volvió a vestir el uniforme de Águilas del Zulia este martes 8 de noviembre luego de siete años.

El jardinero zuliano estuvo como segundo bate de los rapaces en este encuentro contra Tiburones de La Guaira en el estadio Luis Aparicio «El Grande»  de Maracaibo.

«Estoy muy feliz de estar acá y vestirme de nuevo el uniforme de Águilas del Zulia», dijo Iniciarte.

El pelotero, de 32 años, tiene promedio de .294, 183 hits, 46 empujadas y 94 anotadas en sus cinco campañas en el béisbol venezolano.

El jardinero marabino jugó por última ocasión en el pelota local en la zafra 2014-15 donde bateó .333 con un jonrón y 11 fletadas.

Por su parte, Basabe jugó la campaña entre las sucursales Clase-A y Doble-A de los Rays de Tampa Bay en que promedió .324 AVE (4 HR, 47 CI, 80 CA).

También se suma Miguel Yajure, con lo cual Zulia quiere salir con récord positivo en este período de compromisos.

Deja un comentario