Cabimas: Las aguas negras se apoderan de la calle Colonia Inglesa del sector Punta Icotea

Nuevamente el colapso del colector de las aguas servidas hace estragos entre los residentes que habitan en la calle Colonia Inglesa del sector Punta Icotea, parroquia Ambrosio del municipio Cabimas.

Las aguas negras circulan con total libertad por la vía, lo cual ocasiona malestar colectivo entre los residentes quienes señalan que hace menos de un año, se realizaron unos trabajos de sustitución de un colector y ahora nuevamente se presenta la situación.

Este hecho no solo representa un grave problema de servicio público, sino también de tipo ambiental, los malos olores de dichas aguas enferman a los vecinos que deben compartir su cotidianidad con ellas. Situación que también afecta a los vecinos que tienen sus negocios en la zona,  como es el caso de Guido Atencio, mecánico de profesión , con varios años establecido en este lugar tan pintoresco de Cabimas, que hoy observa con tristeza que el taller  de frenos, con el cual levantó a su familia y es la herencia para sus hijos y nietos, ya no cuenta con la clientela, que sale ahuyentada  ante la presencia de las aguas negras que impide el paso vehicular en la zona.

Otros de los problemas que afecta a esta comunidad,  es la recurrente fallas registradas en el servicio de agua potable, así como los continuos racionamientos eléctricos, que también han perjudicado las actividades informales de los habitantes, ya no pueden vender hielo, cepillados, ni las famosas “tetas” de cola con leche, tamarindo, guayaba, melón o parchita, con lo cual obtenían un ingreso extra.

Las amas de casas, los ancianos y los pequeños de las casas deben permanecer en las afueras de sus hogares, para poder  soportar las olas de calor, respirando los malos olores que desprenden las aguas negras.

Entre los olores de las aguas negras y su constante presencia en la calle viven los habitantes de la Colonia Inglesa

La falta de iluminación de la calle es otro problema que enfrentan diariamente, se requiere el cambio de las luminarias, dicen los vecinos.

El servicio de gas doméstico también representa un problema que a diario afecta a las familias, ya que no disponen del mismo por tubería y las bombonas tampoco están llegando a la comunidad, la cual se ha visto obligada a retroceder en su avance de modernidad para regresar a cocinar en leña, porque las hornillas eléctricas con tantos bajones y cortes eléctricos no son una alternativa-

Asimismo sucede, con la recolección de la basura, la misma  no se realiza de forma continua, a pesar de estar ubicados en pleno casco central de la ciudad.

En lo que se  refiere a la dotación de las cajas del Clap,  manifestaron los lugareños que tienen meses esperando por las mismas, a pesar de los anuncios del gobierno nacional que cada 15 días las familias podrían gozar de este beneficio, todo es una total mentira, nada de eso se cumple.  

Las familias de la Colonia Inglesa le hacen un llamado al gobierno municipal y al acalde Pedro Duarte para que los visite y se dé por enterado de lo que están padeciendo los habitantes de este sector.

Deja un comentario