Localizan con vida a adolescente venezolana desaparecida en Trinidad y Tobago

Luego de una semana de su desaparición fue localizada con vida, la adolescente venezolana Gabriella Marín Gonzales, de 16 años  en Trinidad y Tobago.

La madre de Gabriella, Rosana Theresa Gonzalez, dijo: “No puede recordar nada. Gabriella no pudo reconocer a su hermano. Cuando le preguntaron con quién estaba o dónde estaba, no lo sabía”.

Sin embargo, su familia todavía está preocupada, ya que la chica no puede recordar dónde había estado la semana pasada.

“Gabriella cree que todavía está en Venezuela y pregunta por su abuela (que está en Venezuela). Tiene dolor y apenas puede caminar. También le duele el cuello”.

El miércoles, la niña estaba acostada en una cama improvisada en el patio cuando Newsday visitó la casa de la familia en Moruga.

Tenía heridas en la cara, que se cree que se debieron a un accidente automovilístico la semana pasada en Cunupia. Parecía estar sufriendo y no hablaba.

Gonzales recordó que el martes alrededor de las 11 am, una pariente vio a Gabriella sentada en el borde de la carretera al sol en Princes Town. Tenía la cabeza inclinada hacia adelante y el cabello cubría su rostro.

A la madre le dijeron que había una bolsa al lado de Gabriella con una receta y otros documentos sellados de un hospital. Los transeúntes miraban a la niña, que parecía estar aturdida.

La pariente, que acababa de salir de un supermercado, dejó caer las bolsas en sus manos y corrió a abrazar a Gabriella.

El familiar metió a la niña en un taxi y la llevó a su casa, en otra parte de Moruga, y se comunicó con la familia.

El miércoles, González llevó a Gabriella al centro de salud de Moruga. Los miembros del personal, dijo González, sugirieron que la familia la llevara al Hospital General de San Fernando para recibir atención adicional.

La niña también visitó la comisaría de Moruga. El viernes, González denunció la desaparición de su hija a la policía de St. Joseph.

La semana pasada, el miércoles, Gabriella salió de su casa en La Fortune Trace en Moruga, diciendo que iba a buscar trabajo en el centro de Trinidad y Tobago. Al parecer, resultó herida en un accidente horas después.

Al día siguiente, alguien llamó a un familiar para decirle que Gabriella estaba en el Complejo de Ciencias Médicas Eric Williams en Mt Hope después de un accidente en algún lugar de Cunupia.

El jueves, Gonzáez contrató un auto para ir a verla. El personal confirmó que Gabriella estaba allí, pero su madre no pudo verla, regresó el viernes, pero le dijeron que Gabriella se había ido con alguien.

Por lo que le dijeron a la familia, los miembros del personal inicialmente creyeron que Gabriella tenía 20 años. El hombre con el que se fue afirmó falsamente que era un pariente. Todas las llamadas y mensajes al teléfono celular de Gabriella quedaron sin respuesta.

Gonzales dijo: “Ella no salió sola del hospital. No goza de buena salud. No puede comer ni moverse sola”. No sé dónde estuvo mi hija la semana pasada. Siento que no tengo vida en mí. Pero estamos esperando que alguien la lleve al hospital”

La madre dijo que su hija “va y viene”, lo que significa que en un momento está pensando y hablando con claridad, y luego no. Las investigaciones están en curso.

Newsday/NAM

Deja un comentario