«La misma receta». Jorge Rodríguez ordena detener a dirigentes de Voluntad Popular

Jorge Rodríguez, presidente de la Asamblea Nacional de 2020, presentó este martes 13 de julio supuestas pruebas que vinculan a líderes opositores con los tiroteos ocurridos la semana pasada entre la Cota 905.

Durante una rueda de prensa acusó a los dirigentes de Voluntad Popular Emilio Graterón, Hasler Iglesias y Gilber Caro de estar vinculados a supuestos planes conspirativos. Dijo que las autoridades deberían haber emitido órdenes de captura contra ellos.

Aseguró que los organismos de seguridad del Estado están en búsqueda del jefe del despacho de Juan Guaidó, Luis Somaza.

«Somaza es un delincuente que es buscado por la Fiscalía desde el 30 de abril porque es uno de los activadores del golpe de Estado. Lo estamos buscando y lo vamos a encontrar», señaló en la rueda de prensa.

Rodríguez mostró capturas de pantalla de supuestas conversaciones por WhatsApp entre Leopoldo López y Graterón: aseguró que los opositores planificaban acciones violentas en los barrios de Caracas, en lo que también involucró a Iglesias.

De igual forma, hizo referencia a una presunta conversación entre López y el Gocho Jaiver. «Es uno de los activadores de las acciones terroristas en La Vega, lo estamos buscando», indicó.

Asimismo, aseguró que el gobierno de Colombia dirigió los hechos de violencia que paralizaron el oeste de Caracas durante al menos tres días.

«El armamento que se le incautó a los terroristas, a los delincuentes, fue armamento de guerra, provisto por la Casa de Nariño, por el gobierno colombiano que se alió con estos malandros para empezar a matar gente en los túneles de La Planicie, en la autopista Gran Cacique Guaicaipuro, y generar extrema violencia con armamento de guerra», dijo.

Además, Rodríguez acusó a los portales informativos AlbertoNews Efecto Cocuyo, de liderar una «operación mediática» contra la dictadura criminal de Nicolás Maduro.

Deja un comentario