Solicitan apertura de la frontera de Colombia con Ecuador para detener trata de personas

Gaby Arellano, diputada de la Asamblea Nacional electa en el 2015, constató que el flujo migratorio de los venezolanos no ha cesado aún cuando la pandemia se mantiene.

Por lo tanto elevó la petición de la apertura de los pasos fronterizos al presidente de Ecuador «Es urgente que el presidente Guillermo Lasso permita de nuevo la apertura del Puente Internacional Rumichaca para minimizar más Mafias criminales en la Frontera entre Ecuador y Colombia»

Arellano expresa que han evidenciado y documentado decenas de centenares de venezolanos que se trasladan por la frontera de Colombia hacia Ecuador por los pasos de Rumichaca.

Arellano explicó que recopilaron testimonios de centenares de migrantes venezolanos que siguen transitando entre países pero no por las fronteras regulares sino por las trochas irregulares “aquí desde el puente Rumichaca entre Ecuador y Colombia, vemos que no hay casi personas, pero si pudimos corroborar que son cientos de venezolanos que están pasando por las diferentes trochas”.

Precisó que “por este paso fronterizo estarían transitando alrededor de 1000 personas diarias, que les cobran 10, 15, 20 y hasta 40 dólares, dependiendo del equipaje que carguen y de las condiciones económicas que poseen, y eso te da el beneficio de o pasar en carro o por una guaya a través de un río”.

Los coyotes que han incrementado el paso de venezolanos entre Venezuela y Ecuador, poniendo en riesgo vidas, pero además un negocio lucrativo para éste tipo de actividad.

«Quiero decirle al gobierno de Colombia y Ecuador, que hay que hacer todo lo posible para abrir estos pasos. Pues si estas vías oficiales se abren, los coyotes, el tren de Aragua, que controlan la trata de personas pues van a tener un golpe muy fuerte en sus finanzas. Por eso es sumamente importante que la comunidad demócrata impulse la apertura de los pasos fronterizos oficiales», dijo.

Con protocolo de bioseguridad, pero agregó que estos puentes cerrados solo beneficia a los aliados de la dictadura de Maduro.

 

Deja un comentario