Familia de ciudadano alemán pide al gobernador cumplir con la investigación en torno a la extorsión y detención cometida por Polisur

La esposa de Fernando Francisco Gierster Adrovr ,  pide al gobernador Omar Prieto,  cumplir con  la investigación que ordenó el pasado 29 de marzo en torno a la presunta extorsión cometida contra este ciudadano alemán por parte de funcionarios de seguridad.

“Seguimos esperando una respuesta del Gobernador, quien hizo compromiso público en su programa de TV Omar a las 7” de atender el caso. La única respuesta segura es que nadie quiere involucrarse verdaderamente en poner un alto a la corrupción policial que está asediando a todos los zulianos”, manifestó Iriángela Torres, esposa del afectado

 Esta nueva petición la realizada  Iriángela Torre, quien recordó  que su esposo  fue extorsionado y detenido por presuntos funcionarios de la Policía Municipal de San Francisco (Polisur), y que ahora nuevamente la familia se ve asediada luego que su casa es observada “por un carro sin matrícula y personas sospechosas”.

Ante la extraña situación que les ha tocado vivir desde el pasado el 20 de marzo, cuando el hombre de origen de alemán fue detenido en su casa por primera vez, Torres exigió a las autoridades regionales que le ayuden a logar una medida de protección en el Ministerio Público.

“Hemos completado cada uno de los pasos que deben seguirse dentro de la Fiscalía y aún así, no hay garantías de que logremos la Medida de Protección que es lo único que hemos pedido. Mientras tanto mi casa es asediada por vehículos sin matrículas y personas  sospechosas que incluso, toman fotografías”, señaló la mujer.

Añadió que también esperan que Omar Prieto, gobernador del Zulia, cumpla la investigación que ordenó el pasado 29 de marzo en torno a la presunta extorsión cometida contra un ciudadano por parte de funcionarios de seguridad.

Enfatizó que buscan la ayuda de los medios de comunicación “porque son los únicos dispuestos a sumarse en esta lucha contra este virus tan horrible y degenerante como el que hay en el aire y no te exigen emolumentos para escucharte”.

“Nos robaron la paz, la normalidad de nuestras vidas y la confianza en el sistema jurídico venezolano, y lo peor es que como nosotros hay cientos de zulianos en la misma situación. Entendemos ahora porque muchas personas prefieren seguirle el juego a los corruptos y pagar extorsión; es más rápido y más fácil que denunciar por la vía jurídica”, sentenció la cónyuge de Gierster Adrover.

El 23 de marzo, Torres denunció a Versión Final que su esposo fue “secuestrado”, en el frente de su residencia en Maracaibo, por presuntos funcionarios de Polisur, quienes alegaron que lo detenían por porte ilegal de armas.

Lo dejaron en libertad 28 horas después cuando había sido trasladado a los tribunales. La zuliana señaló que los funcionarios estaban uniformados y se movilizaban en dos carros particulares. Un Cavalier vinotinto y un Daewoo plateado.

Torres presumió en esa oportunidad  que la detención de su cónyuge también se pudo dar debido a que su difunto suegro era ingeniero mecánico de la Mercedes-Benz y llegó a coleccionar carros.

El sábado de esa semana, el 20 de marzo, también ocurrió un hecho similar. Presuntos funcionarios de la Policía Nacional Bolivariana (PNB) se acercaron hasta la casa de Gierster Adrover y lo detuvieron para verificar sus datos. El zuliano fue trasladado en esa oportunidad hasta al comando policial del organismo de seguridad en Caracciolo Parra Pérez y horas después trasladado de nuevo a su hogar.

Versión Final

Deja un comentario