Primera Edición COL

Relatora de la ONU: Efecto de las sanciones ha sido catastrófico para Venezuela

Anuncios

Con la visita de la relatora de los Derechos Humanos de la ONU ya se ha generado una visión general de las sanciones aplicadas contra el gobierno de Venezuela, y el término es certero: devastador.

La Relatora Especial de los Derechos Humanos de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), Alena Douhan, afirmó este viernes que las sanciones aplicadas por EE.UU. contra Venezuela han causado «un efecto devastador« y «catastrófico» sobre la vida de los venezolanos, por lo que exhortó a Washington a «reconsiderar y levantar» estas medidas.

«Las consideraciones humanitarias deben prevalecer sobre las políticas y las medidas unilaterales solo deben imponerse tomando en cuenta el Estado de Derecho, la Ley de Derechos humanos, la Ley del Refugiado, y la Ley Humanitaria», precisó Douhan.

Para la especialista, el Estado de Emergencia Nacional anunciado por EE.UU. el 8 de marzo del 2015, como razón para iniciar las sanciones contra Venezuela, «no se corresponde» con la realidad del país ni con los acuerdos internacionales existentes. 

Además, la relatora recordó que EE.UU. debería realizar evaluaciones preliminares y continuas del impacto humanitario generado por sus medidas unilaterales. «No hay buena intención alguna que justifique la violación de DD.HH. como daño colateral», sostuvo.

Para Douhan, el endurecimiento de las medidas coercitivas socava la capacidad del Estado para implementar proyectos sociales y disminuye el potencial impacto de cualquier reforma económica que el gobierno desee emprender.

En un recuento del historial de sanciones, la funcionaria destacó que desde 2019, tras el reconocimiento de EE.UU. al exdiputado opositor Juan Guaidó como «presidente interino» del país suramericano, Washington emprendió una arremetida de sanciones que afectó a Petróleos de Venezuela (PDVSA) y el Banco Central, lo que se tradujo en «un embargo económico total».

«Se le dio a Guaidó control sobre los activos y bienes del gobierno venezolano en PDVSA, incluyendo a Citgo. Entre 2018 y 2019, [las sanciones] se dirigieron al oro, al aspecto minero, el sector alimentario, criptomonedas, y bancario», relató Douhan.

De acuerdo con Douhan, las sanciones han tenido «un efecto devastador» sobre toda la población venezolana, especialmente «los sectores de extrema pobreza, mujeres, niños, trabajadores de la salud, discapacitados, pacientes con enfermedades crónicas y la población indígena».

De igual forma, observó el crecimiento de la mortalidad materna y neonatal, así como los embarazos adolescentes, «en medio de la falta de acceso a la información y sin uso de anticonceptivos, lo que llevó también al aumento del VIH-SIDA».

La relatora también reconoció que el gobierno venezolano, ante la falta de recursos, se ha visto obligado a disminuir el apoyo que se le brindaba a la educación escolar y universitaria, a través de uniformes, útiles, y comidas. 

RT

Salir de la versión móvil