El desayuno no puede faltar en tu dieta

Es el primer alimento del día, afectará en gran medida el rendimiento de actividades, además, desayunar es un hábito que ayudará a tu sistema nutricional en general.

De hecho, esta primera comida debe contener el 25% de las calorías diarias requeridas. En tanto, el almuerzo del 35% al 45%, la cena el 20%, y los snacks de media mañana y media tarde 10% en cada caso.

Estos alimentos no deben faltar en el desayuno:

Los energéticos: pan, cereal, avena, quinua, cañihua.
Los constructores: leche (de preferencia vegetal), queso, huevo.
Los reguladores: una porción de fruta (papaya, piña, plátano, manzana, naranja).
Grasas buenas: palta, aceitunas y pecanas.

¿Y cuál es la hora ideal para desayunar? Lo ideal es tomarlo en casa y una hora antes de salir al trabajo, una buena opción es a las 8 a.m. y complementando con un refrigerio a media mañana que pueden ser frutos frescos o secos como maní, pecanas o nueces.

En tanto para grupos de edades vulnerables como los adultos mayores, se necesitan los mismos nutrientes que los jóvenes, pero en cantidades distintas. Por ejemplo, requieren de más fibra de frutas y verduras para mejorar la digestión y evitar el estreñimiento.

Evita las grasas saturadas, pero además, las gaseosas y zumos de frutas con alto contenido de azúcar, de esa forma permitirás al cuerpo tener un mejor rendimiento digestivo.

Deja un comentario