Usuarios de E/S se siente atemorizados ante el monitoreo que hacen reclusos desde el techado del Retén de Cabimas

Vecinos de la zona norte siguen a la espera de su pronto  cierre definitivo, anunciado hace tres meses por el gobernador Omar Prieto.

 Para los usuarios de la Estación de Servicio Táchira, ubicada en la Avenida Intercomunal, sector La Misión, parroquia Ambrosio, justamente al lado del Retén de Cabimas, no es nada fácil llegar al lugar y sentirse vigilado por los reos que desde el techado los monitorean.

Transportistas, choferes de autos por puestos y particulares manifiestan con temor y miedo sobre la presencia que hacen los reclusos del Centro de Arresto Preventivo de la COL, quienes con armas en manos se pasean de un lado a otro por la nueva pared construida como un muro de protección que les permite esconderse en media del soleado día y en la oscuridad de la noche, sin embargo son vistos por todos.

En redes sociales se hizo viral un vídeo  que difundió el Observatorio Venezolano de Prisiones, donde  se visualiza lo que serían reos del retén en las cercanías de una estación de servicio, donde la población permanece haciendo colas para surtir con combustible.

Personas que prefirieron mantenerse en el anonimato por temor a represalias indican, que este vídeo si es reciente,  ya que esa pared que parece un muro de protección tiene poco tiempo de construcción, lo  cual no se explican tampoco  los vecinos de los alrededores, cuando el gobernador el pasado 26 de febrero había anunciado el cierre definitivo  del lugar.

Con la llegada de combustible al municipio, la Estación de Servicio Táchira, ubicada precisamente al lado del Retén de Cabimas, son muchos los usuarios que acuden a tanquear sus vehículos. Algunos de los presentes en la cola señalan que el miedo y el temor se apodera de ellos: son muchas las versiones que se escuchan entre la que destacan, que desde allí los pranes monitorean a los presenten y pueden seleccionar algunos de los vehículos.

 Otros señalan que desde este lugar señalado centro de operaciones para la extorsión y el sicariato, también sirve de  mercado para el combustible en precio dolarizado.  

En espera de su  clausura

El retén de Cabimas será totalmente clausurado en los próximos meses, le informamos a la gente de la Costa Oriental del Lago que volverán a sentir seguridad”, dijo el gobernador Omar Prieto  en el mes de febrero del presente año durante una visita al municipio Cabimas.

Explicó en esa oportunidad, que en los próximos meses se irán ejecutando varias fases hasta lograr el cierre definitivo de este centro de detención preventiva, donde permanecen más de 1.000 reclusos, según lo señalado por la ONG Una Ventana a la Libertad.

Los vecinos de la zona norte de Cabimas donde destacan los habitantes de La Misión, El Amparo, Amparito, Las Malvinas, Los Olivos, El Golfito, Ambrosio entre otros, esperan que el menor tiempo posible se concrete el cierre definitivo de este lugar y que regrese la tranquilidad  a los habitantes de estos sectores.

Deja un comentario