Advierte Fedeagro. En un 20% se ubica la producción de alimentos y puede seguir bajando

«Se viene el ciclo de invierno, lo que ahora hemos recibido todos los venezolanos en mercados es la siembra de los meses de octubre, noviembre y diciembre. La dificultad la vamos a tener en este siguiente cuatrimestre”.

La pandemia nacional y la falta de combustible dentro del sector agroproductor ha generado una caída en la producción de arroz  y máiz según lo señalado por el primer vicepresidente de Fedeagro, Celso Fantinel.

Este jueves 16 de abril, Fantinel manifestó, que “hemos visto que hace 15 días teníamos suministro de gasolina porque nos habíamos organizado con alcaldías, gobernaciones, hasta cada tres días nos colocaba 50 litros, 30 litros. Ahora vemos que es semanal 50 litros, realmente el agotamiento del inventario de la gasolina se nota, y cada día es más difícil llevar el día a día”, expresó Fantinel al circuito Éxitos de Unión Radio.

Así mismo, el representante de Fedeagro recomendó que “quisiéramos que abran talleres, venta de repuestos, que el gobierno nacional pudiera dejar abrir esos talleres para hacer mantenimiento, y darle normalidad a nuestro sector. Se viene el ciclo de invierno, lo que ahora hemos recibido todos los venezolanos en mercados es la siembra de los meses de octubre, noviembre y diciembre. La dificultad la vamos a tener en este siguiente cuatrimestre”.

“Con las unidades grandes que usan gasoil es un poco menos las dificultades, que con las pequeñas unidades. Hemos notado que en el tema del gasoil ya hay bastantes restricciones, ahí si el gobierno ha ayudado. Tenemos la mayor dificultad con esas unidades pequeñas. Ahorita lo único que se produjo fue frijol chino para exportación, frutas, verduras y hortalizas, pero ahora viene el ciclo de invierno que es más importante”, reiteró.

Además, Fantinel alertó que “en maíz, dios quiera y alcancemos las 50 mil hectáreas de maíz. En arroz, todo pinta que no vamos a superar las 20 mil hectáreas en este ciclo de invierno, y alcanzamos antes en estos ciclos de inviernos hasta 170 mil hectáreas, la caída en esos rubros es brutal. La caída de azúcar, sólo 2 millones de toneladas antes hemos llegado hasta 9 millones de toneladas, y en este ciclo se aprovecha las lluvias”.

“El campo se podría trabajar, pero con las condiciones que dije antes, hay que abrir ventas de repuestos, con todas las medidas sanitarias. Toca darle cierta normalidad, porque ya puede ser muy tarde, estamos esperando algo de fertilizante, de no llegar, el 20 o 25 por ciento de producción puede seguir bajando”, finalizó.

ND

Deja un comentario