El serio problema del vital líquido en la COL: “Servicio de agua potable colapsó”

Desde hace algunos años, el padecimiento de los habitantes de la Costa Oriental del Lago por el pésimo servicio de agua potable alcanza niveles de sufrimiento.

Desde el mega apagón de hace un año en Venezuela, la situación se ha hecho insostenible, mientras tanto, “promesas van, promesas vienen”.

En los años anteriores los problemas eran por la poca capacidad de los bombas.

En octubre del año pasado, con el apoyo de PDVSA y la Gobernación del Zulia, Hidrolago hizo la sustitución de las viejas bombas.

Instalan cuarta bomba de impulsión en Burro Negro https://primeraedicioncol.com/2019/10/12/col-instalan-cuarta-bomba-de-impulsion-en-burro-negro/

Pero nuevamente los serios problemas en el fluído eléctrico dañaron la afectada instalación.

Un problema lógico

La Costa Oriental del Lago tiene dos embalses.

Burro Negro, entre los municipios Lagunillas y Valmore Rodríguez, fue construido durante los años 1958 – 1960 y era uno de los reservorios de agua que abastece a los principales municipios de la Costa Oriental del Lago. Esta ubicado a 4 Km aguas arriba de la carretera Lara – Zulia. Su capacidad de almacenamiento era de 76 millones de metros cúbicos y posee una superficie de 1000 hectáreas . Su fuente de abastecimiento son Río Chiquito y Río Grande, y provee de agua cruda a la Planta Potabilizadora “Pueblo Viejo”, la cual abastece de agua potable a los municipios Santa Rita, Cabimas, Simón Bolívar y Lagunillas.

Dos detalles marcan la diferencia, fue construido con una población que no superaba los 200 mil habitantes, según estimaciones en las década de los 60. Y por otro lado, la sedimentación y el deterioro han hecho mella en el principal reservorio de agua de la COL.

El otro embalse, Machango, fue construido entre 1985 y 1988, y su objetivo, es brindar agua a los pueblos de Baralt y Valmore Rodríguez, pero una interconexión permite prestar agua a la planta de potabilización “Pueblo Viejo” en Burro Negro. Igual, son alternativas para otro tiempo, con menor población, y sobre todo, un ‘pauperrimo’ sistema de mantenimiento.

Malas conexiones, tuberías viejas, baja impulsión, tomas ilegales, poco mantenimiento, son la suma de todos los ‘errores’ que se evidencia en el colapso del servicio de agua potable en la “Costa Oriental del Lago

Solución parcial

Una solución planteada hace meses, fue establecer el fluído eléctrico aparte del SEN, y tomarlo de la fuente eléctrica de PDVSA, pero hasta el momento es solo un plan.

El alcalde de Lagunillas fue cortante al decir “necesitamos que Hidrolago nos pase la información y deje la anarquía en esa institución”, lo que evidencia la clara diferencia entre ambos entes pro-gobierno.

De 5 bombas, solo hay 2 en Torre Toma de Burro Negro https://primeraedicioncol.com/2020/03/03/otra-vez-los-motores-se-danaron-en-burro-negro-instalaron-otro-para-completar-dos-de-cinco/

Mientras, la población de Lagunillas, Cabimas y Santa Rita, padecen aún más, la fuerte escasez. Aunque vecinos reportan que está llegando el agua en algunos sectores desde hace un par de días, otros, se quejan que aún ‘nada’ del vital líquido.

Hasta el exalcalde, Mervin Méndez, se pronunció al respecto a través de su cuenta en twitter:

El portal El Pitazo realizó un trabajo comunitario en donde establece que habitantes que al menos 45 sectores de Ciudad Ojeda, en la Costa Oriental del Lago, reportan fallas en el suministro de agua desde hace más de 30 días y denuncian que deben comprar camiones cisterna en dólares por la falta de un plan de contingencia local.

Foto cortesía de José Valbuena

Los habitantes de Ciudad Ojeda deben comprar botellones, pipas y cargar agua por varios kilómetros: esta es su cotidianidad. Reportan además que hay zonas que tienen hasta 50 días esperando por el suministro de agua y no hay respuesta de Hidrolago, empresa encargada de la distribución en Zulia.

En Cabimas, otra ciudad de la Costa Oriental del Lago, el problema es similar o peor que en Ciudad Ojeda, pues en algunos sectores de Ciudad Ojeda llega ‘algo’ de agua, pero la baja fuerza de impulsión amerita la cantidad óptima de bombas.

Clide Marchelli Chim/Periodista/CNP 14.785

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s