Por Nilmary Boscán: No Olvides la Prudencia

La prudencia es la virtud de pensar y actuar de forma correcta,  reflexionando sobre nuestros actos y sus consecuencias.

La prudencia nos da la oportunidad de pensar antes de actuar,  analizando los posibles riesgos de nuestra conducta y de ser posible modificarla para evitar producir daños innecesarios.

Actuar de forma sensata,  correcta con suma cautela,  respetando los sentimientos y la vida de las personas que nos rodean, es una actitud prudente. El valor de la prudencia está ligado con la sabiduría,  porque nos da razones para dirigir nuestra vida de manera justa sin causarle mal al prójimo.

No podemos actuar sin deliberar las consecuencias de nuestras acciones,  debemos hacer una reflexión interna,  es necesario manejar nuestras emociones para que estas no se salgan de control y causen estragos.

Igualmente,  debemos ser prudentes al comunicarnos,  expresando adecuadamente nuestras emociones,   pero utilizando un lenguaje adecuado,  dando a entender todo nuestros sentir,  pero de forma correcta y asertiva. Recuerda que las palabras pueden dejar huellas positivas o negativas en las personas.

La prudencia también nos invita a ser discretos con las informaciones que manejamos,  recuerda el refrán que reza “En boca cerrada,  no entran moscas”. No es conveniente hacer eco de situaciones que desconocemos,  simplemente por darle rienda suelta a un rumor,  no somos quienes para juzgar la conducta de otro,  así que lo más prudente es el silencio.

La falta de prudencia es un defecto de personas que creen portarse bien y por eso actúan compulsivamente, bien sea liberando inadecuadamente sus emociones,  menospreciando el criterio de otro o no guardando silencio en el momento adecuado.

En este mundo,  muchos creen tener la verdad absoluta en todo,  para algunos,  quien tiene la razón, es aquel que grita más alto,  son conceptos errados. La prudencia por el contrario es un valor que nos invita a ser más respetuosos,  a obrar correctamente, a manejar nuestras emociones y a reconciliar.

“Un mundo prudente es un mundo inteligente”

Nilmary Boscan Maldonado

Abogada

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s