Strasburg pone la serie 3 a 0 y está cerca el sueño de la Serie Mundial para Los Nacionales

Stephen Strasburg no quería de ningún modo abandonar el juego pese a tener más de 100 lanzamientos. Había brindado otra actuación impresionante por parte de un abridor de Washington, una ciudad que está a punto de albergar una Serie Mundial por primera vez en 86 años.

Era el séptimo inning, y el manager Dave Martínez notó que Strasburg había flexionado la pierna derecha y se había tocado el muslo. Así que el piloto boricua acudió con un kinesiólogo al montículo para revisar al pitcher.

“Yo traté de explicarle: ‘oye, te sujetaste recién la corva, así que estamos un poquito preocupados’”, rememoró Martínez. “Él me dijo: ‘No, es un calambre, estoy bien, siempre me dan calambres’. Y luego dijo: ‘Voy a seguir en el juego, quiero finalizar este inning’. Yo le pregunté: ‘¿Estás seguro de que estás bien?’. Y me dijo: ‘Sigo en el juego’”.

Strasburg fue esta vez el encargado de silenciar los bates de los Cardenales, la estrella de la postemporada Howie Kendrick bateó tres dobletes e impulsó tres carreras más, y Washington se colocó a una victoria del Clásico de Otoño, al aplastar el lunes 8-1 a San Luis.

“Es casi surrealista”, comentó el relevista Sean Doolittle, sobre la sensación de estar a un triunfo de la Serie Mundial. “Pienso que por eso es muy importante que no miremos demasiado adelante”.

Los Nacionales tomaron ventaja de 3-0 en la Serie de Campeonato de la Liga Nacional, gracias a otra aparición eficaz de sus abridores.

Deja un comentario