Cuatro señales que pueden indicar un ‘posible’ cáncer

En el mundo moderno decenas de enfermedades preocupan a millones de personas, pero muchos de estos males solo pueden evitar con prevención y ciertas señales que podrían ‘salvarte la vida’

Los chequeos preventivos y exámenes pueden detectar problemas antes de que se manifiesten clínicamente, sobre todo cuando se trata de cáncer. Un examen preventivo puede ser una diferencia importante en tu salud.

También pueden encontrar problemas a tiempo, cuando las posibilidades de cura son mayores. El médico determinará los exámenes complementarios que sean necesarios para ti.

Conoce cuatro casos en donde la detección temprana del cáncer juega un papel clave:

El pequeño bulto

Cuando la mujer siente un bulto o un cambio irregular en la mama, existe posibilidad de que se trate de cáncer. Los tumores cancerosos del seno pueden ser sensibles al tacto. A veces puede ocasionar dolor, por eso es importante realizarse un chequeo médico para detectar cualquier cambio anómalo en los senos.

La prueba del tacto

Para evitar el cáncer de próstata, la prevención es la cura. Por ello, a partir de los 40 años de edad, todos los hombres deberían realizarse el examen de tacto rectal.

Este chequeo, también conocido como DRE (digital rectal exam, en inglés), consiste en la introducción de un dedo enguantado y lubricado por el recto del hombre para encontrar partes anormales en la próstata. Si los resultados dan positivo, es imprescindible empezar una evaluación más profunda y detallada para combatir la enfermedad.

Un dolor en la zona abdominal

Diarrea, heces delgadas, sensibilidad, cambios en el hábito defecatorio, sangre en las heces, pérdida de peso sin razón y, sobre todo, dolor abdominal, son signos suficientes para sospechar de cáncer colorrectal, aunque es posible que se confundan con los de determinados trastornos digestivos como las hemorroides, por ejemplo.

Acudir donde un especialista para un chequeo es clave para obtener el mejor tratamiento posible: un cirujano abdominal o un gastroenterólogo.

Un extraño lunar

Los lunares son lesiones  benignos de la piel. De hecho, la mayoría de personas los tiene, aunque algunos tipos sí pueden ser perjudiciales y aumentar el riesgo de melanoma, que es el cáncer de piel más conocido.

Los lunares que varían en sus bordes, forma, color, evolución y diámetro; formas cicatrizales, ulcerosas o nodulares; y manchas ásperas rojizas que evolucionan a nódulos rojizos o marrón-grisáceos, deberían llamar la atención y conducir a un chequeo médico.

ONCOSALUD

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s