Samuel Little, el mayor asesino en la historia de los EE.UU

Samuel Little, un convicto que reconoció haber cometido 93 asesinatos entre 1970 y 2005, es el “asesino más prolífico de la historia de EE.UU.”, según ha informado el FBI en un comunicado.

De acuerdo con el organismo, el Programa de Aprehensión Criminal Violenta (ViCAP), responsable dentro de esa oficina de los crímenes violentos y sexuales en serie, pudo confirmar también que el asesino ha sido relacionado con 50 casos y con otros más pendientes de confirmación final.

Little, de 79 años, fue arrestado en 2012 en el estado de Kentucky y extraditado a California por un cargo relacionado con narcóticos. Sin embargo la Policía de Los Ángeles obtuvo una muestra de ADN que lo conectaba con tres homicidios sin resolver ocurridos en 1987 y 1989.

El criminal dibujó retratos de algunas de sus víctimas, mientras cumple condena en una prisión del estado de Texas. El FBI hizo públicos los dibujos el pasado febrero con la esperanza de poder identificar a las mujeres asesinadas y contactar con sus familiares. Las obras de Little son tan precisas que ayudaron resolver tres casos que permanecían abiertos en EE.UU. y motivaron a las autoridades de todo el país a reexaminar aquellos no resueltos.

El FBI ha reiterado que “continúa trabajando” con diferentes departamentos y agencias policiales estatales y locales en la búsquedas de más casos que coincidan con las confesiones de Little. “El ViCAP se compromete a identificar a las víctimas adicionales y proporcionar cierre y justicia para las familias de las víctimas en los casos restantes sin resolver”, concluye.

“Sin puñaladas ni heridas de bala, muchas de estas muertes no se clasificaron como homicidios, sino que se atribuyeron a sobredosis de drogas, accidentes o causas naturales”.

Muchos casos sin resolver que estaban archivados en al menos 14 estados de todo EE.UU. están siendo desempolvados a la luz de las revelaciones de este hombre.

El exboxeador acumuló un centenar de arrestos por delitos como secuestro, violación o robo a mano armada durante cinco décadas.

Se las arreglaba para salir de la cárcel “una y otra vez”, explicó Beth Silverman, la fiscal de Los Ángeles que logró las tres sentencias contra Little.

Las confesiones muestran que Little tenía como víctimas en su mayoría a mujeres, muchas de ellas pobres o con adicciones al alcohol o a las drogas, según los investigadores.

Los casos de ese tipo de víctimas frecuentemente quedan sin resolver en Estados Unidos, lo que pudo haber contribuido a la impunidad de Little durante años.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s